Hay un sábado de común denominadores

-Ya estamos navegando la red en 2018 y como tenemos mucho año por delante nos ponemos optimistas. Por eso queremos iniciar este resúmen/propuesta-de-lecturas compartiendo algunos consejos para que una red se mantenga en el tiempo. ¿Y por qué es una gran estrategia? «Porque al ‘poder’ no le interesa que trabajemos unidos, que acordemos cosas, que nos miremos a los ojos. Eso es demasiado peligroso, por eso trabajar en Red se convierte en un acto revolucionario». Así que para este año nuevo nos proponemos Mantener el propósito de colaborar.

-Aún con todos los buenos deseos, vemos que eso que tanto queremos ya no es lo que era (¿será que todo tiempo pasado fue mejor? naaa!); lo que sí es que The Internet is broken (¡Que la fuerza nos acompañe!) así que para [re]construir el internet que queremos hay varias opciones como ir De las redes sociales a las redes (tecno)políticas y así proponer redes sociales 3.0, «refractarias a las diversas formas del capitalismo de datos, y orientadas por principios como autonomía tecnopolítica y social, autocomunicación libre, comunes digitales y democracia radical». ¿Que si eso es posible? Pues pongamos como botón de muestra a la SNET: Islas en la Red e incluso a las mismas telefonías comunitarias mexicanas que aún cuando hoy están en riesgo «una de las diferencias más importantes está en el rol central que juega la comunidad en el uso de la telefonía» y esto ha tenido una potencialidad enorme, tanto que continúa desafiando al sistema…

-Así, yendo del escritorio al territorio podemos leer a Sally Burch, una de las principales expertas latinoamericanas sobre democratización de las redes argumentando por qué “Internet está siendo arrinconada por las corporaciones” y para la construcción de redes más sanas y cercanas ya podemos descargar y leer la segunda parte del dossier de Soberanía Tecnológica.

-Además para iniciar desde las bases necesitamos dejar de pensar en la educación digital como algo separado de la educación per se; ya hoy es innegable que estamos onlife. Entonces, es necesaria ¿Una revolución educativa?… y si es así, ¿cómo querríamos que fuera? “Wikileaks, Anonymous… son tan solo dos nombres que evidencian lo que muchos ya sabemos: que la resistencia o la revuelta solamente pueden tener lugar hoy, desde el dominio de la tecnología y que, muy afortunadamente, en este ámbito, las armas de las que disponen los gobiernos más poderosos son las mismas que las que tiene a mano el hacker independiente”. Apropiarse de la tecnología para hackear el poder… ¡lovely!… Será por eso que afirman que “De vez en cuando ‘viene bien’ un Wannacry”.

-En este espacio en el que admiramos a las y los hackers que se atreven a desafiar las normas impuestas y privatizadoras recordamos a Aaron Swartz, a 5 años de su muerte: “En este momento se está librando una batalla, una batalla para definir todo lo que sucede en Internet en términos de cosas tradicionales que la ley entiende”… con una mezcla de tristeza y emoción por todo lo que nos dejó recordamos a El hijo de internet.

Bola extra: ¡diosas! Nina Paley con deleita con estos 24 Gifs [imágenes que acompañan esta entrada].

@sursiendo

 

2 Comments

Deja un comentario

veinte + nueve =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.