Hay un sábado de común denominadores

-Todavía está fresca en nuestros corazones la Constelación de luchas en tierras zapatistas. Aprovechándola compartimos estos cortos sobre mujeres que han hecho historia en las luchas: Comandanta Ramona, Berta Cáceres, Emma Goldman. Allí nos encontramos a celebrar pero también a reflexionar. Y es necesario seguir haciéndolo desde nuestras cotidianeidades con esos espacios que aún no están lo suficientemente interpelados. En Cuestionar y desafiar los sistemas construidos sobre la desigualdad, Firuzeh Shokooh Valle nos invita a pensar en estos nuevos programas para ‘mujeres tecnológicas’ que, amparados en [supuestas] políticas públicas para la inclusión no cuestionan el sistema vigente desde una visión política antipatriarcal, anticapitalista y refuerzan la carga de cuidados sobre ‘ellas’.

-Repensar los ecosistemas digitales también desde sus infraestructuras. De esto y mucho más se habla en las necesarias reflexiones que contiene El pasto más verde: espacio público, jardines vallados y la privatización de la libertad de expresión en internet como cuando dice que «Aunque algunos gobiernos poseen y controlan parte de la red, en su mayor parte ésta es propiedad de entidades privadas. Esto significa que las relaciones entre los usuarios y las plataformas no están regidas por parámetros de derechos humanos, sino por el derecho privado» [gracias a @GuerraRuda por esta valiosa recomendación].

-Puede que ya lo hayan notado pero a pesar de lo mucho que amamos internet, el tecno-optimismo no es lo nuestro. Preferimos las reflexiones tecnopolíticas y la creación y uso de biodiversidad tecnológica. Por eso no nos hace mucha gracia cuando leemos que Google (o cualquier otra empresa corporativa) alcanzaría la “supremacía cuántica” y preferimos adentrarnos en textos como el de Gabriella Coleman para celebrar [cada día!] Un punto de inflexión para el anonimato, la privacidad, y las herramientas que los hacen posibles. Así, esperamos que no hayan quedado atrás los tiempos de “descansar en paz”: Cuando mueras podrán seguir hablando contigo a través de internet. «La información que hoy estás dejando en internet puede servir para crear y dar personalidad a un bot que refleje tus gustos y aficiones, tus opiniones políticas o incluso que almacene y rememore tus recuerdos».

-Pasemos a ejercicios prácticos para la salud de la red con estas Recomendaciones y buenas prácticas para editar Wikipedia. Además compartimos Nuestra fuerza autónoma, podcasts para difundir y vincular distintas prácticas colectivas, que se basan en principios como la solidaridad y el apoyo mutuo en México y el sitio The Commons Transition, un proyecto de la Fundación P2P que contiene explicaciones sencillas y ejemplos de soluciones comunales desde diversas latitudes.

-Como bola extra les dejamos este bonito documental animado sobre La historia de Internet.

@sursiendo

 

Deja un comentario

diez − cinco =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.